in

The leisure seeker

the-leisure-seeker

Paolo Virzi ha renovado la comedia italiana. Después de “La bella vita” (1994), “Io Napoleone” (2006), “La prima cosa bella” (2010) y “Locas de alegría” (2016), entre muchas otras, hoy nos llega por Netflix “The leisure Sketer” protagonizado por los ingleses Helen Mirren y Donald Sutheland.

Este es su primer filme en idioma inglés, en locaciones norteamericanas, sus costumbres, música y hábitos. La diferencia entre su road movie con otros como “Little Miss Sunchine” (2006), “Este mundo loco, loco, loco… (1963) y “Rain Man” (1988) es la historia de dos ancianos que deciden realizar “El último viaje de sus vidas” en una autocaravana por los Estados Unidos en busca de rescatar lo que no pueden: la vida dejada atrás. El drama crece en tono de comedia gracias a un guion que supo separar la literatura del cine.

Escenas sobran o debieron integrarse a otras como el asalto a mano armada, la persecución policial o el ingreso forzado del protagonista en un sanatorio de tercera categoría. Sin embargo, lo que destaca no es su futilidad, sino el dibujo sentimental de dos ancianos que no desean ser una carga más para los suyos.

La fotografía reluce (Lucas Bilazzi: “La grande belleza) al igual que la banda sonora. No debemos olvidar que estamos en presencia de un road movie con una cámara ejemplar.

Por último, destacan Mirren y Sutheland. Él, con 83 años cumplidos. encarna a un anciano sufrido, amante de la literatura, que va perdiendo la memoria.

«La libertad es otra manera de decir que no se tiene nada que perder», canta Janis Joplin mientras la vieja autocaravana marca Winnebago de 1975 avanza por la Old Route 1 rumbo a Key West (Florida, a casa de Ernest Hemingway.

Ficha técnica

País: Italia-Francia. Año: 2018. Duración 112 minutos. Director: Paolo Virzi. Guion: Stpehen Amidon, Francesca Archibugi, Francesco Piccolo y Paolo Virzi (novela de Michael Zadooorian). Reparto:  Helen Mirren y Donald Sutherland. Sinopsis: Un matrimonio de la tercera edad, viaja en su autocaravana, de costa a costa, con el pretexto de visitar la casa-museo de Ernest Hemingway, en Kay West.

¿Que opinas?

Written by Bienvenido Feliz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *